U.S. flag An official website of the United States government
  1. Home
  2. For Consumers
  3. Consumer Updates
  4. Artículos en español
  5. Lo que debe saber sobre los dispositivos médicos para adelgazar y para controlar el peso
  1. Consumer Updates

Lo que debe saber sobre los dispositivos médicos para adelgazar y para controlar el peso

Lo que debe saber sobre los dispositivos médicos para adelgazar y para controlar el peso

losing weight together (350x233)

Antes que se recomiende un dispositivo médico, los médicos probablemente van a querer que sus pacientes hayan tratado de hacer cambios de su estilo de vida que incluyen una alimentación saludable e incremento en su actividad física. Incluso si a una persona se le prescribe un dispositivo de tratamiento para la obesidad, él o ella todavía tendrá que hacer cambios en su estilo de vida.

English

Si su proveedor médico considera que usted padece sobrepeso u obesidad, no es el único. Según las estadísticas federales, se considera que más del 70 por ciento de los adultos estadounidenses tienen sobrepeso u obesidad. Y cerca del 38 por ciento son obesos.

La obesidad está relacionada con muchos problemas médicos, como las enfermedades del corazón, la diabetes y la hipertensión.

En general, cuando la dieta y el ejercicio no funcionan, los tratamientos para adelgazar pueden incluir:

  • los medicamentos de prescripción médica;
  • la cirugía (tal como la de derivación gástrica, en la que un cirujano modifica el estómago y el intestino delgado para alterar la forma en la que uno absorbe y digiere los alimentos);
  • y los dispositivos médicos.

Pero antes de recetar una medicina o recomendar una cirugía, los médicos probablemente querrán que sus pacientes muestren tener un estilo de vida saludable, lo cual incluye una mejor nutrición y una mayor actividad física.

En los últimos años, los dispositivos médicos controlados por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) han desempeñado una función más importante en ayudar a los pacientes con sobrepeso u obesidad. Estos dispositivos médicos controlados por la FDA pueden ayudar a los pacientes a bajar de peso o a controlarlo, y se clasifican como dispositivos, ya sea para “adelgazar” o para “controlar el peso”, dependiendo de qué tanto peso se espera que una persona baje.

Estos dispositivos médicos para adelgazar y para controlar el peso exigen cambiar el estilo de vida y conllevan ciertos riesgos, y su implantación puede ser menos invasiva que una cirugía para bajar de peso. Las ventajas de tratamiento de estos dispositivos también pueden ser mayores para los pacientes con problemas de salud ligados a la obesidad, tales como la hipertensión.

Pero todos los dispositivos conllevan riesgos, y algunos pueden ser graves.

Su prestador de servicios de salud deberá orientarlo sobre cuál opción para adelgazar o para controlar el peso, si alguna, pudiera ser adecuada para usted. Y si es un buen candidato para recibir tratamiento, él o ella deberá ayudarlo a entender lo que éste implica y cómo afectará su estilo de vida.

Por ejemplo, en el caso de algunos dispositivos para adelgazar, un prestador de servicios de salud debe evaluarlo para ver si padece algún trastorno alimentario o si sigue una dieta desordenada antes de que considere la posibilidad de usar un dispositivo como parte de su tratamiento para la obesidad. Y si se determina que padece un trastorno alimentario, como apetito desenfrenado o bulimia nerviosa, debe recibir tratamiento para atenderlo antes de considerar la posibilidad de usar un dispositivo. Esto es porque un trastorno alimentario sin diagnosticar y sin atender puede tener graves consecuencias para la salud de los pacientes y, de hecho, algunos dispositivos para adelgazar no deben utilizarse en absoluto en pacientes con antecedentes de trastornos alimentarios. Los prestadores de servicios de salud también pueden vigilar de cerca a los pacientes que reciben dispositivos para adelgazar con el fin de detectar indicios de un trastorno alimentario.

¿Cómo se mide la obesidad?

Por lo general, la obesidad se mide calculando el índice de masa corporal (IMC), el cual toma en cuenta el peso y la estatura. Un IMC que está por fuera del intervalo que se considera sano puede entrar dentro de una de dos categorías: sobrepeso u obesidad. Un IMC de entre 25 y 29.99 se considera como sobrepeso; de 30 en adelante, es considerado obesidad. ¿No conoce el suyo? Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en Ingles) cuentan con una calculadora del IMC.

Aunque el IMC es una herramienta de detección ampliamente utilizada, no es perfecta. Hay situaciones en las que el IMC no es la métrica apropiada. Por ejemplo, los músculos son más densos que la grasa, por lo que un deportista puede tener un IMC elevado, pero poca grasa. No obstante, por ahora, el IMC es considerado un buen indicador indirecto y de fácil acceso del exceso de grasa corporal en la mayoría de las personas.

¿Qué dispositivos controlados por la FDA están indicados para adelgazar?

Los dispositivos para adelgazar están indicados para ayudar a los pacientes a bajar de peso. Por lo general, el 50 por ciento de los pacientes pierden por lo menos el 5 por ciento de su peso corporal inicial con el uso de dispositivos para adelgazar, según los datos previos a la comercialización recabados mediante estudios clínicos primordiales. 

Al presente, hay tres tipos de dispositivos controlados por la FDA indicados para adelgazar para ciertos pacientes adultos mayores de 18 años: las bandas gástricas, los balones gástricos y un sistema de vaciado gástrico.

A continuación, encontrará más información sobre cada tipo de dispositivo. Si tiene alguna pregunta, consulte a su prestador de servicios de salud.


Bandas gástricas

Estas bandas se implantan quirúrgicamente alrededor del estómago. Limitan la cantidad de alimentos que una persona puede ingerir de una sola vez y aumentan el tiempo necesario para hacer la digestión, lo cual la ayuda a comer menos.


Balones gástricos

Estos dispositivos provisionales pueden incluir uno, dos o tres balones que ocupan espacio en el estómago. Pueden implantarse mediante una capsula que puede tragarse y está conectada a un catéter delgado, o con un endoscopio (un tubo largo y flexible que lleva una pequeña cámara y una luz en su extremo). Luego, dependiendo del dispositivo, pueden inflarse con un gas o con un líquido (tal como una solución salina). Una vez inflados, los balones se sellan. Estos dispositivos deben extraerse en el plazo especificado en la etiqueta.


Sistema de vaciado gástrico

Este tipo de dispositivo consta de un tubo que se implanta en el estómago mediante un endoscopio y una válvula situada en la piel del abdomen. Su uso no está aprobado para ciertos pacientes, incluyendo aquellos que padecen trastornos alimentarios tales como bulimia. Se usa para vaciar una parte del contenido del estómago en un recipiente, 20 a 30 minutos después de comer. Un prestador de servicios de salud debe ir acortándolo a medida que los pacientes bajan de peso (y reducen su cintura) para que la válvula permanezca a ras de la piel. Entre otros cambios que deben hacer en su estilo de vida, quienes reciben este dispositivo deben masticar perfectamente toda la comida, y el dispositivo puede extraerse una vez que alcanzan el peso previsto.


Un cuarto tipo de dispositivo, un sistema de estimulación eléctrica, fue aprobado por la FDA y salió a la venta, pero ya no se comercializa. Si tiene este tipo de dispositivo o alguna pregunta, por favor consulte con su prestador de servicios de salud.

Un prestador de servicios de salud debe supervisar a los pacientes que utilicen alguno de estos dispositivos.

¿Qué dispositivos controlados por la FDA están indicados para controlar el peso??

En general, en lo que a los dispositivos para controlar el peso se refiere, puede esperar una reducción de peso menor que con un dispositivo para adelgazar. Actualmente, dos tipos de dispositivos controlados por la FDA están indicados para ayudar a controlar el peso: los dispositivos que ocupan espacio oral (utilizados en la boca) y los que ocupan espacio estomacal. A continuación, encontrará más información sobre cada uno de estos dispositivos.

Los dispositivos que ocupan espacio oral
Este tipo de dispositivo para controlar el peso se usa en la boca durante las comidas para limitar el tamaño de los bocados y es removible.
________________________________________

Los dispositivos que ocupan espacio estomacal
Este tipo de dispositivo para controlar el peso consiste en un material que se ingiere para ocupar temporalmente espacio en el estómago y ayudarlo a sentirse saciado. Por ejemplo, un dispositivo controlado por la FDA es un hidrogel que las personas toman dos veces al día, antes del almuerzo y de la cena. El material se combina con los alimentos que ingieren, generando un mayor volumen y pasando por el cuerpo a través del tracto gastrointestinal.

¿Qué debe saber sobre los riesgos que plantean los dispositivos médicos y los cambios en el estilo de vida en general, así como sobre los posibles resultados?
Cada dispositivo conlleva riesgos distintos, pero estos pueden incluir nauseas o vómito, sangrado e infecciones, y algunos pueden ser graves.

También recuerde que los dispositivos médicos pueden exigir un cambio en el estilo de vida. Por ejemplo, algunos —como las bandas y los balones gástricos— exigen que los pacientes coman mucho menos de una sola vez; si comen demasiado, pueden enfermar. Y el sistema de vaciado gástrico exige acudir a consultas médicas frecuentes para que el prestador de servicios de salud supervise el uso del dispositivo y preste consejo en cuanto al estilo de vida.

Si usted es candidato para recibir uno de estos dispositivos, la FDA le recomienda leer todos los impresos para el paciente. También debe considerar si está o no dispuesto a realizar todo cambio necesario a su estilo de vida. Y aborde los beneficios y los riesgos de las diferentes opciones de tratamiento con su prestador de servicios de salud para que puedan trabajar de la mano en tomar la mejor decisión de tratamiento.

Por último, entienda que no hay garantía en los resultados de tratamiento. Es posible que algunos pacientes que reciben tratamiento con estos dispositivos y hacen cambios en su estilo de vida (como aumentar su actividad física y llevar una alimentación saludable), sigan sin poder bajar de peso o dejar de subirlo otra vez.

¿Qué debe saber sobre las denuncias acerca de problemas con este tipo de dispositivos médicos?

En febrero de 2017, agosto de 2017 y junio de 2018, la FDA envió cartas a los prestadores de servicios de salud con sustento en denuncias de problemas experimentados por los pacientes en relación con los sistemas de balón gástrico inflados con líquidos para tratar la obesidad, incluida la muerte. Otros de los problemas fueron una inflamación repentina del páncreas (llamada “pancreatitis aguda“, la cual por lo general causa un dolor de estómago repentino e intenso), y que los balones se llenaran de aire y se agrandaran, causando molestias (lo que se conoce como “inflado excesivo espontáneo”). Ambos problemas pueden exigir la extracción prematura del dispositivo.

Debido a estas denuncias, la FDA está vigilando estos problemas y aconsejando a los prestadores de servicios de salud que supervisen de cerca a los pacientes que tengan balones gástricos inflados con líquidos para detectar cualquier complicación. La FDA también está recomendando a los prestadores de servicios de salud que les expliquen a los pacientes los síntomas que pudieran ser indicio de problemas graves o hasta potencialmente mortales, y aconsejarles lo que deben hacer en caso de presentarse.

Si alguna vez sufre una lesión al usar un dispositivo controlado por la FDA, o si éste no funciona como es debido, la dependencia lo insta a presentar una denuncia voluntaria, ya sea por teléfono, llamando al 1-800-FDA-1088, o en línea, a través de MedWatch, su programa de Información de Seguridad y Denuncia de Efectos Adversos. Si alguna vez tiene una emergencia, llame primero al 911.

Encontrará más información general sobre los dispositivos médicos aprobados por la FDA para adelgazar o para controlar su peso en el portal de internet de la FDA. Y si tiene alguna pregunta sobre estos dispositivos, por favor consulte a su prestador de servicios de salud.

 

 

Subscríbase a los Artículos para el Consumidor en español

Haga clic en "Consumer Health Info" y luego marque "Artículos en español"