For Consumers

No use los posicionadores para dormir bebés debido al riesgo de asfixia que presentan

Do Not Use Infant Sleep Positioners (580x300)

English

Red envelope icon Subscríbase para recibir artículos para el consumidor en español por email.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) les recuerda a los padres y cuidadores que no coloquen a los bebés en posicionadores para dormir. Estos productos — a veces también llamados “cojines” o “almohadas antivuelco” — pueden causar asfixia (dificultad para respirar) y pueden provocar la muerte.

Los dos tipos más comunes de posicionadores para dormir tienen soportes elevados o almohadones (llamados “cojines”) que se sujetan a cada lado de una estera, o una cuña para levantar la cabeza del bebé. Los posicionadores están diseñados para mantener al bebé en una posición específica mientras duerme y están pensados para niños menores de 6 meses.

Para reducir el riesgo de las muertes infantiles relacionadas con el sueño, incluidas las causadas por la asfixia accidental y el síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL), la Academia Americana de Pediatría recomienda que los bebés duerman boca arriba sobre una superficie firme y vacía. En esta superficie no debe haber objetos blandos, juguetes, almohadas o ropa de cama suelta.

regese al incio

Recomendaciones para acostar a los niños

  • No use NUNCA posicionadores para dormir infantiles. Usar este tipo de productos para que un bebé permanezca recostado sobre su espalda o de lado es peligroso.
  • No ponga NUNCA almohadas, cobijas, sábanas sueltas, edredones ni colchas debajo de un bebé o en la cuna. Estos productos pueden ser peligrosos. Los bebés no necesitan almohadas, y usar ropa adecuada, en lugar de cobijas, puede mantenerlos calientes.
  • Mantenga SIEMPRE las cunas y las áreas de dormir despejadas. Eso significa que tampoco debe poner nunca objetos blandos o juguetes en las áreas de dormir.
  • Coloque SIEMPRE al bebé boca arriba por la noche y durante la siesta. Una manera fácil de recordar esto es siguiendo el ABC del sueño seguro: “A solas, Boca arriba y en una Cuna vacía” 

regese al incio

Acerca de la asfixia infantil y otros riesgos

Cada año, cerca de 4,000 bebés mueren inesperadamente durante el sueño por asfixia accidental, SMSL o causas desconocidas, según el Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano Eunice Kennedy Shriver (NICHD, por sus siglas en inglés).

El gobierno federal ha recibido informes de casos en los que los bebés han muerto asfixiados por causas relacionadas con los posicionadores. En la mayoría de estos casos, los bebes se asfixiaron al girarse sobre su costado y quedar boca abajo.

Además de los informes sobre las muertes, el gobierno federal también ha recibido informes sobre bebés que fueron colocados boca arriba o de lado en posicionadores, pero que más tarde fueron encontrados en otras posiciones peligrosas dentro o junto a estos productos.

Para evitar estos peligros, recuerde:

  • La cuna más segura es una cuna vacía de objetos.
  • Ponga siempre a los bebés boca arriba, sobre su espalda.

Puede obtener más información sobre las áreas seguras para el sueño en el sitio web del NICHD.

regese al incio

Tenga cuidado con las afirmaciones médicas sobre los posicionadores para dormir

La FDA regula los productos para bebés como dispositivos médicos si el fabricante afirma que el producto curará, tratará, prevendrá o reducirá una enfermedad o afección médica en su etiquetado, empaquetado o publicidad.

Los posicionadores para dormir que no cumplen con la definición de un dispositivo médico pueden ser regulados por la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor (Consumer Product Safety Commission).

Algunos fabricantes han comercializado sus posicionadores como capaces de prevenir el SMSL, la enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE) — en la que el ácido del estómago retrocede hasta el esófago — o la plagiocefalia, una deformación provocada por presión sobre una parte del cráneo.

Estos son los hechos:

  • La FDA nunca ha autorizado un posicionador infantil que afirme prevenir o reducir el riesgo de SMSL. Asimismo, tampoco hay pruebas científicas sólidas que respalden las afirmaciones de tipo médico acerca de los posicionadores para dormir.
  • La FDA había aprobado previamente algunos de estos productos para tratar la enfermedad por reflujo gastroesofágico o la plagiocefalia. Sin embargo, debido a que la dependencia supo en 2010 que estos productos presentan un riesgo de asfixia, la FDA requirió entonces que los fabricantes de los posicionadores para dormir aprobados por la FDA presentaran datos que demuestren que los beneficios de los productos superan los riesgos. En 2010, la FDA pidió a los fabricantes que dejaran de comercializar estos productos.

La FDA puede continuar tomando medidas contra los fabricantes que hacen afirmaciones médicas no demostradas sobre sus productos. Usted puede hacer su parte para mantener a su bebé seguro no usando los posicionadores para dormir.

Puede informar de los incidentes o lesiones que se produzcan a consecuencia del uso de un posicionador para dormir a la FDA a través del programa MedWatch.

También puede obtener más información (en inglés) sobre los productos para bebés en el sitio web de la FDA.

Finalmente, si tiene preguntas sobre cómo acostar a un bebé de forma segura, o cómo evitar o tratar ciertos problemas de salud, hable con su proveedor de atención médica.

Este artículo aparece en la página de artículos para el consumidor de la FDA, en la cual se publican las últimas novedades sobre todos los productos regulados por la FDA.

Actualizado: el 3 de octubre de 2017

Publicado: el 29 de septiembre de 2010 

regese al incio 

Page Last Updated: 02/20/2018
Note: If you need help accessing information in different file formats, see Instructions for Downloading Viewers and Players.
Language Assistance Available: Español | 繁體中文 | Tiếng Việt | 한국어 | Tagalog | Русский | العربية | Kreyòl Ayisyen | Français | Polski | Português | Italiano | Deutsch | 日本語 | فارسی | English