For Consumers

Razones para no darle huesos a su perro: Ya sean huesos caseros o comerciales

Bone Treats Pose Risks for Dogs (GIF 500x299)

Los huesos comerciales son huesos reales que han sido procesados, a veces aromatizados y empacados para perros. Darle a su perro un hueso comercial; puede ocasionarle a un viaje inesperado a su veterinario, una posible cirugía de emergencia o incluso la muerte de su mascota.

English

Red envelope icon Subscríbase para recibir artículos para el consumidor en español por email.

NOTA: La FDA publicó inicialmente este Artículo para el Consumidor en el 2015, y ha ofrecido información sobre este tema en su sitio web desde 2010. La agencia actualiza periódicamente el número de reportes en esta época del año como un recordatorio para los dueños de mascotas sobre los posibles problemas asociados con los huesos comerciales o los huesos de pavo o de pollo durante los días festivos.


Muchos dueños de perros saben que no deben darle huesos de pavo o de pollo a su perro; estos huesos son demasiado frágiles. Pero la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU. (FDA por sus siglas en inglés) dice que el riesgo va más allá de eso, especialmente cuando se trata de los “huesos comerciales” (huesos naturales empaquetados) que se venden en algunas tiendas.

¿Qué son los huesos comerciales?

La FDA ha recibido aproximadamente 68 reportes de mascotas enfermas relacionados con los "huesos comerciales", que difieren de los huesos de carnicero sin cocer porque éstos se procesan y empaquetan para su venta como golosinas para perros. Los reportes se recibieron entre el 1 de noviembre de 2010 y el 12 de septiembre de 2017. Existe una variedad de huesos comerciales para perros que están disponibles comercialmente, incluyendo huesos descritos como "huesos de jamón", "huesos de fémur de cerdo", "huesos de costilla" y "huesos de nudillos ahumados", los cuales han sido nombrados en estos reportes. Los productos se pueden secar mediante un proceso de ahumado o cocción, y pueden contener otros ingredientes como conservantes, condimentos y saborizantes de ahumados.

Por la tanto, si usted planea darle a su perro un calcetín lleno de huesos de comerciales esta temporada de fiestas, tal vez quiera reconsiderarlo. Según Carmela Stamper, veterinaria del Centro de Medicina Veterinaria (CVM) de la FDA, "darle un hueso a su perro podría ocasionarle una visita inesperada a su veterinario, una posible cirugía de emergencia o incluso la muerte de su mascota".
Enfermedades reportadas

Las enfermedades reportadas a la FDA por los dueños y los veterinarios de perros que han comido huesos comerciales incluyen:
 

  • Obstrucción gastrointestinal (obstrucción en el tracto digestivo)
  • Asfixia
  • Cortes y heridas en la boca o en las amígdalas
  • Vómitos
  • Diarrea
  • Sangrado del recto, y/o
  • Muerte. Aproximadamente quince perros ha muero después de haber comido un hueso comercial.


Los reportes enviados por los dueños de mascotas y veterinarios, involucraron a unos 90 perros (algunos reportes incluyen a más de un perro). Además, la FDA recibió siete reportes de problemas asociados a los productos, como huesos con apariencia de moho, o huesos con astillas al ser mordidos por la mascota.
Consejos para mantener seguro a su perro

Aquí hay algunos consejos para mantener a su perro seguro:
 

  • Los huesos de pollo y otros huesos en la mesa de la cocina también pueden causar lesiones cuando los mastican las mascotas. Así que tenga cuidado de mantener los platos fuera del alcance de su mascota cuando esté cocinando o la familia esté comiendo.
  • Tenga cuidado con lo que pone en el bote de basura. Los perros son famosos por alimentarse de huesos de pavo o carne desechados en el cesto.
  • Hable con su veterinario sobre otros juguetes o golosinas que sean más apropiados para su perro. Hay muchos productos disponibles hechos con diferentes materiales para que los perros mastiquen.
  • "Recomendamos supervisar a su perro con cualquier juguetes o golosinas masticables, especialmente si son nuevas", agrega Stamper. "Y si su mascota no está comportándose como de costumbre, ¡llame a su veterinario de inmediato!"

Para reportar un problema con un alimento o golosina de su mascota, visite la página Web de la FDA para ver “Cómo reportar una queja de alimentos para mascotas (en ingles)” o llame al CVM al 240-402-7002.

Este artículo está disponible en la página de Artículos para el Consumidor de la FDA, en la cual se publican las últimas novedades sobre todos los productos regulados por la FDA.

Actualizado el 21 de noviembre de 2017

regrese al inicio

Más información

Page Last Updated: 02/20/2018
Note: If you need help accessing information in different file formats, see Instructions for Downloading Viewers and Players.
Language Assistance Available: Español | 繁體中文 | Tiếng Việt | 한국어 | Tagalog | Русский | العربية | Kreyòl Ayisyen | Français | Polski | Português | Italiano | Deutsch | 日本語 | فارسی | English