For Consumers

Cómo combatir las alergias estacionales con medicamentos

Woman sneezing among trees

Subscrí­base para recibir artí­culos para el consumidor en español por email.

In English

En esta página:

Estornuda, le pican los ojos y se siente muy mal. Las alergias estacionales no son simplemente una molestia; son verdaderas enfermedades que pueden interferir con el trabajo, los estudios o las actividades recreativas y pueden ser leves o graves.

El mes de mayo es el Mes de la concientización del asma y las alergias y hay muchos tratamientos aprobados por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA). Por primera vez, estos tratamientos incluyen tres productos sublinguales (bajo la lengua) que requieren receta médica para tratar las alergias estacionales (también conocida como “rinitis alérgica”) con o sin inflamación de los ojos (llamada “conjuntivitis”) causada por el polen de ciertos tipos de grama y la ambrosía. Los nuevos productos - Grastek, Oralair y Ragwitek - se pueden tomar en el hogar pero la primera dosis se debe administrar en la oficina de un profesional de la salud.

regrese al inicio

Las alergias

Una alergia es una reacción exacerbada del sistema inmunitario a una sustancia que su cuerpo ha identificado como invasor. Si tiene alergias y encuentra un desencadenante, llamado un “alérgeno”, su sistema inmunitario se defiende creando anticuerpos, lo cual hace que su cuerpo produzca histaminas. Las histaminas causan síntomas como el estornudo repetido, la comezón ocular y los ojos llorosos.

La rinitis alérgica afecta a más de 30 millones de niños y adultos en los Estados Unidos y más de 500 millones de personas en todo el mundo. Puede ser estacional o durar todo el año.

Las alergias estacionales generalmente se presentan en la primavera, el verano o el otoño. Si tiene esta enfermedad, probablemente estornude repetidamente, tenga moqueo (secreción) nasal, comezón ocular, ardor en los ojos o picazón en la nariz o el paladar. Cuando los ojos reaccionan a los alérgenos se pueden inflamar, lo cual causa enrojecimiento, picazón e hinchazón.

El polen generalmente causa alergias estacionales. Las alergias al polen son comunes, y el polen que las causa puede venir de los árboles, las malezas o las gramas según el National Institute of Allergy and Infectious Diseases (Instituto Nacional de la Alergia y las Enfermedades Infecciosas). Los árboles y las gramas son los culpables típicos durante la primavera en los Estados Unidos, y la ambrosía y otras malezas comienzan a surtir efecto a fin de verano y cuando comienza el otoño.

Las sustancias del interior de los edificios, como los ácaros, generalmente causan alergias a lo largo del año. El moho puede causar alergias estacionales o todo el año.

regrese al inicio

Evaluación

Si sospecha que tiene una alergia, acuda a su profesional de la salud, ya que las infecciones de las vías respiratorias superiores, las infecciones de los senos paranasales y las infecciones de los ojos pueden presentar síntomas similares.

“El primer paso es evaluarse correctamente para determinar exactamente a qué está reaccionando en realidad”, dice el Dr. Jay Slater, alergista y director de la División de Productos Bacterianos, Parasíticos y Alergénicos de la FDA.

Su profesional de la salud puede hacerle pruebas inyectándole extractos de alérgenos. Los extractos de alérgenos son líquidos estériles hechos con sustancias naturales como el moho, el polen o el pelo de un animal. La FDA ha autorizado estos productos. Algunas pruebas son:

  • pruebas cutáneas de punción, en las cuales se pone el extracto del alérgeno en su piel y se hace una punción para que vaya debajo de la superficie de su piel. Se observa la piel para ver si hay hinchazón o alguna otra señal de una reacción, lo cual generalmente sucede en unos 15 minutos.
  • una inyección de una cantidad pequeña de un alérgeno, o
  • un análisis de sangre para detectar y medir los anticuerpos a ciertos alérgenos.

regrese al inicio

Medicamentos para tratar los síntomas

“Después de hacerse pruebas, debe evaluar los resultados con su profesional de la salud,” dice Slater. “Combine los resultados de la prueba con una reflexión sobre cuándo y dónde tiene síntomas. Luego, decida cuál es el mejor plan de acción”.

Por ejemplo, si es alérgico a los robles en la primavera, puede tratar de evitar exponerse al alérgeno limitando sus actividades al aire libre cuando hay mucho polen y cerrando las ventanas. Pero puede ser difícil evitar el polen que está en el aire, así que su profesional de la salud posiblemente recomiende que además tome medicamentos recetados o de venta libre para aliviar los síntomas.

Las antihistaminas reducen o bloquean las histaminas que causan síntomas y están disponibles en varias formas, incluyendo píldoras y líquidos.

“Hay varias antihistaminas. Las antihistaminas de primera generación incluyen medicamentos como la difenhidramina, que se comercializa bajo la marca Benadryl. Hace mucho tiempo que están disponibles sin receta,” dice el Dr. Narayan Nair, un funcionario médico de la FDA. “Las antihistaminas más nuevas, de segunda generación, no hace mucho tiempo que están disponibles sin receta. Incluyen medicamentos como la fexofenadina y la loratadina, comercializadas como Alegra y Claritin respectivamente”.

 

Cuando eligen una antihistamina de venta libre, los pacientes deben leer la etiqueta con información del fármaco cuidadosamente y seguir las instrucciones de dosificación, dice Nair. “Algunas antihistaminas pueden causar letargo e interferir con la capacidad de conducir un automóvil u operar maquinaria pesada. El letargo puede empeorar si toma sedativos o consume bebidas alcohólicas”, explica. “Además, los pacientes con enfermedades crónicas como el glaucoma o agrandamiento de la próstata deben hablar con su profesional de la salud antes de tomar ciertas antihistaminas”.

Además de los antihistamínicos, las gotas para los ojos y los aerosoles nasales pueden ayudar a mejorar algunos síntomas alérgicos. “Los aerosoles nasales pueden ayudar a aliviar los síntomas de la nariz pero no se deben usar por mucho tiempo sin hablar con un profesional de la salud. Algunos aerosoles nasales pueden empeorar la congestión si se usan por más tiempo que lo indicado,” dice Nair

regrese al inicio

Medicamentos que reducen la sensibilidad

Si no responde a los medicamentos que alivian los síntomas, posiblemente sea un buen candidato para la inmunoterapia, generalmente administrada como inyecciones contra alergias que contienen pequeñas dosis del alérgeno. Estas inyecciones pueden reducir la sensibilidad a los alérgenos que se inhalan.

Los pacientes pueden recibir inyecciones semanales de un profesional de la salud por dos o tres meses, aumentando la dosis durante este tiempo, dice Slater. Cuando se llega a la dosis máxima, el tratamiento puede continuar mensualmente por tres a cinco años.

Grastek, Oralair y Ragwitek, los tratamientos recetados sublinguales aprobados en abril, son otra alternativa para el tratamiento de inmunoterapia. “Estos medicamentos posiblemente disminuyan la respuesta del sistema inmunitario a los alérgenos, no simplemente traten los síntomas de las alergias”, dice Slater. El tratamiento sublingual debería empezar tres o cuatro meses antes de la temporada de alergias, así que dependiendo de dónde viva, quizás sea algo que puede considerar para el año que viene.

Los tratamientos alergénicos pueden resultar en hinchazón en el sitio donde se administran o reacciones sistémicas que afectan las vías respiratorias. “Los efectos secundarios locales de la terapia de inyección pueden ser molestos pero no poner en peligro la vida,” explica Slater. Por otro lado, con los medicamentos sublinguales debe prestar atención especial a los efectos secundarios como la hinchazón.

Debido a las posibilidades de complicaciones graves, debe tomar el primer tratamiento sublingual bajo supervisión médica. Los tratamientos siguientes pueden administrarse a diario en su hogar, y su profesional de la salud debe recetarle un dispositivo de epinefrina autoinyectable por si lo necesita para una reacción grave. Debe leer la guía del medicamento que se le entrega con Grastek, Oralair and Ragwitek toda vez que surta una receta.

“En el caso de la terapia sublingual, el hecho de que no es una inyección será una ventaja para algunas personas. El hecho de que aparte de la primera cita no es necesario tener citas de seguimientos también será una ventaja,” dice Slater.

“La limitación de la terapia sublingual en comparación con la terapia de inyecciones es la disponibilidad de productos. En este momento tenemos medicamentos sublinguales para tratar la rinitis alérgica con o sin conjuntivitis causada por la ambrosía y el polen de ciertas gramas, pero hay muchas otras sustancias que causan alergias y afectan a las personas, a veces intensamente,” continúa Slater. “Con la inmunoterapia de inyección, los profesionales de la salud tienen más flexibilidad para tratar pacientes que posiblemente tengan varias alergias o tengan alergias que no se pueden tratar con productos sublinguales.”

Este artículo aparece en la página de Artículos de Salud para el Consumidor de la FDA que muestra lo más reciente de todos los productos regulados por la FDA.

7 de mayo de 2014

regrese al inicio

Page Last Updated: 05/27/2014
Note: If you need help accessing information in different file formats, see Instructions for Downloading Viewers and Players.