For Consumers

La etiqueta de información nutricional: Cambios propuestos con el objetivo de mejorar las decisiones informadas sobre los alimentos

Explicación de los cambios propuestos

La FDA quiere actualizar el aspecto y el contenido de la etiqueta de información nutricional para ayudar mejor a los consumidores a tomar decisiones informadas sobre los alimentos y siguir prácticas de alimentación saludables. Los cambios propuestos incluyen:

Etiqueta Propuesta

(Haga click o baje para ver la etiqueta actual)

Nutrition Facts Label Proposed Format (350x660)

La etiqueta de información nutricional propuesta (arriba) destacará el número de calorías y porciones por envase; actualizará el porcentaje de los valores diarios de nutrientes como la fibra y calcio; actualizará los tamaños de las porciones, enlistará la cantidad de azúcares añadidas; requerirá el enlistado de potasio y vitamina D,  si  están presentes, y ya no requerirá que se enlisten las vitaminas A y C.

Etiqueta Actual

Nutrition Facts Label Original Format (350x690)

Red envelope icon for Govdelivery Reciba Actualizaciones para el Consumidor por Correo Electrónico

RSS feed orange symbol Actualizaciones para el Consumidor en RSS Feed

In English

En esta página:

Mucho ha cambiado en la dieta de los estadounidenses desde que la etiqueta de información nutricional se dio a conocer en 1993 para ofrecer estos importantes datos en el empaque de los alimentos: la gente consume porciones más grandes; las tasas de obesidad, cardiopatías y derrames cerebrales siguen siendo altas; se conoce más sobre la relación entre los nutrientes y el riesgo de padecer enfermedades crónicas.

Por ello, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) propone poner al día esta famosa tabla rectangular —que se ha convertido en una de las gráficas más reconocidas del mundo— cambiando su diseño y su contenido.

“La obesidad, los padecimientos del corazón y otras enfermedades crónicas son problemas de salud pública notorios”, afirma Michael Landa, director del Centro para la Seguridad de los Alimentos y la Nutrición Aplicada. “La intención es que la nueva etiqueta propuesta centre su atención en las calorías y las porciones, que son importantes para combatir estos problemas. Es más, ahora estamos proponiendo exigir la inclusión de las azúcares añadidas. La Guía de Alimentación para los Estadounidenses de 2010 recomienda reducir las calorías derivadas de las azúcares añadidas y las grasas sólidas”.

La Dra. Jessica Leighton, PhD, asesora principal sobre ciencia y normatividad nutricional de la Oficina de Alimentos y Medicina Veterinaria de la FDA, y la Dra. Claudine Kavanaugh, PhD, M.P.H., R.D., una científica de la FDA especializada en salud, explican lo que se puede esperar si se aprueban los cambios propuestos.

 “El objetivo es concientizar a la gente sobre lo que come y darle las herramientas necesarias para tomar decisiones de alimentación saludables a lo largo del día”, señala la Dra. Leighton.

regrese al inicio

¿Cuáles son las diferencias y por qué?

  • Lo primero que los consumidores notarán es un mayor énfasis —con un tamaño de letra más grande y en negrita— en las calorías. “El número de calorías es especialmente importante para mantener un peso saludable”, advierte la Dra. Leighton.
  • Por primera vez se incluirían las “Azúcares añadidas” en la etiqueta. En promedio, 16 por ciento de las calorías diarias que ingieren los estadounidenses provienen de las azúcares añadidas durante la elaboración de los alimentos.
  • Y las calorías derivadas de la grasa ya no se incluirían. “Nosotros sabemos que el tipo de grasa es más importante que su cantidad total”, explica la Dra. Kavanaugh. Aún se tendría que declarar el contenido total de grasas saturadas y trans.
  • El número de porciones por paquete también sería más prominente, y la “Cantidad por porción” ahora indicaría de hecho el tamaño de la porción, tal como “Cantidad por cada taza”.
  • La FDA propone ponerse al corriente con los requisitos para las porciones. Estas actualizaciones reflejarían lo que la gente come en realidad, según los datos de consumo de alimentos recientes. Por ley, las porciones deben fundarse en lo que la gente de hecho consume, no en lo que “debería” consumir.
  • La FDA actualizaría los valores nutricionales diarios de varios nutrientes. Éstos se usan para calcular el porcentaje de su valor nutricional diario (%VD) en la etiqueta, lo cual ayuda a los consumidores a entender la información nutricional dentro del marco de una dieta completa. Además, el %VD se movería hacia el lado izquierdo de la etiqueta. La FDA quiere ayudar a los consumidores a ubicar visualmente y con rapidez el marco de la información nutricional.
  • Sería necesario incluir las cantidades de potasio y vitamina D en la etiqueta. La vitamina D es importante para tener huesos sanos, en especial entre las mujeres y los ancianos. Y el potasio ayuda a reducir la presión arterial y a prevenir la hipertensión. “Tenemos pruebas de que la gente no está consumiendo estos nutrientes en cantidades suficientes para protegerse contra las enfermedades crónicas”, señala la Dra. Leighton.

regrese al inicio

¿Cuál es el objetivo?

Tanto la Dra. Leighton como la Dra. Kavanaugh hacen hincapié en que el objetivo primordial de los cambios que se propone hacer a la etiqueta de información nutricional no es decirle a la gente lo que debe comer, sino ampliar y destacar la información que más necesita a la hora de escoger los alimentos. “Todo es cosa de ofrecer información que la gente pueda usar para tomar sus propias decisiones”, explica la Dra. Kavanaugh.

Para las personas con ciertos problemas de salud, la información puede ser particularmente valiosa. “Aunque la etiqueta está hecha para la población en general, muchos de nosotros corremos el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, presión arterial alta y derrames cerebrales, o sencillamente queremos ingerir menos calorías”, conviene la Dra. Kavanaugh.

Si le preocupan la presión arterial alta y los derrames, quizás quiera prestarle atención a la cantidad de sodio y de potasio que indica la etiqueta de los alimentos.

Para una buena salud cardiovascular, procure los alimentos bajos en grasas saturadas, colesterol, grasas trans y sodio.

    Se pide comentarios al público 

    La FDA está dividiendo los cambios que propone para la etiqueta de información nutricional en dos reglas propuestas: una que actualizaría la información nutricional en función de la ciencia de la nutrición y el diseño de la etiqueta para ayudar a destacar información importante, y la segunda que comprende los cambios a los requisitos para las porciones y el etiquetado para los paquetes o envases de ciertos tamaños.

    Ambas aparecen publicadas en el Registro Oficial para dar inicio al periodo de 90 días para la presentación de comentarios; para leerlas y comentarlas, vea el expediente oficial de la FDA en www.regulations.gov.

    La FDA propone darle a la industria gastronómica dos años a partir de la publicación de cualesquier reglas definitivas que regulen la etiqueta de información nutricional para darles cumplimiento.

    Este artículo está disponible en la página de Artículos para el consumidor de la FDA, en la cual se publican las últimas novedades sobre todos los productos controlados por la FDA.

    27 de febrero de 2014

    regrese al inicio

 

Page Last Updated: 02/27/2014
Note: If you need help accessing information in different file formats, see Instructions for Downloading Viewers and Players.